Noticias

La Casa Blanca dice que hay «medios más eficaces» para castigar al príncipe heredero saudita por el asesinato de Khashoggi que sancionarlo

Las declaraciones se producen luego de que la Inteligencia de EE.UU. publicara un informe que señala que Mohamed bin Salmán aprobó el asesinato del periodista en octubre del 2018.

La portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki, declaró este domingo que EE.UU. no va a imponer sanciones contra el príncipe heredero de Arabia Saudita, Mohamed bin Salmán, por el asesinato del periodista Jamal Khashoggi en octubre del 2018, destacando que hay «medios más eficaces».

«Históricamente, […] no hubo sanciones impuestas contra los líderes de los gobiernos extranjeros donde tenemos relaciones diplomáticas e incluso donde no tenemos relaciones diplomáticas», afirmó la vocera a la CNN.

«Creemos que hay medios más eficaces para asegurarse de que esto no va a volver a ocurrir y también para ser capaces de dejar lugar al trabajo con los sauditas en las áreas donde hay mutuo acuerdo, donde hay intereses nacionales de Estados Unidos», continuó Psaki, agregando que esto es «como la diplomacia luce». «No hemos hecho nada en secreto y hemos sido claros en que vamos a hacerlos responsables en el escenario mundial y con acciones directas», reiteró.

Informe de la Inteligencia de EE.UU.

Las declaraciones se producen luego de que la Inteligencia de EE.UU. publicara este viernes un informe que señala que el gobernante de facto de Arabia Saudita, Mohamed bin Salmán, aprobó el asesinato del periodista saudita Jamal Khashoggi en octubre del 2018.

Esta evaluación «se basa en el control del príncipe sobre la toma de decisiones» en el reino, en la «participación directa de un asesor crucial y miembros del destacamento protector» de Bin Salmán en el operativo, así como en el «apoyo del príncipe al uso de medidas violentas para silenciar a disidentes en el extranjero, incluido Khashoggi».

El documento indica que Bin Salmán tiene «control absoluto» sobre los servicios de Inteligencia de su país, lo que imposibilita que el operativo contra el colaborador de The Washington Post fuese realizado sin su autorización.

Reacción de Arabia Saudita

Por su parte, el Ministerio de Asuntos Exteriores saudita afirmó que rechaza por completo la evaluación «negativa, falsa e inaceptable» de la Inteligencia de EE.UU.

«El crimen fue cometido por un grupo de individuos que han transgredido todas las normas pertinentes […] y los dirigentes del reino tomaron las medidas necesarias para garantizar que una tragedia así no vuelva a producirse», añadieron desde el Ministerio de Asuntos Exteriores saudita. Además, Riad afirmó que la asociación entre el reino y EE.UU. sigue siendo «sólida y duradera».

 

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba