New York

Arrestan a hispano por estafar a anciana para “sacar de la cárcel a su nieto” llamando de Nueva York a otro estado

Fiscalía General de NY alerta sobre la “estafa de los abuelos”

Anderson Espinal Corona
FOTO: SUFFOLK COUNTY POLICE / CORTESÍA
Fuente : eldiariony.com

Anderson Espinal Corona fue arrestado en Long Island como sospechoso en un nuevo caso de estafa telefónica, bajo la modalidad de pedir dinero a ancianos para pagar la fianza de supuestos parientes.

El arresto se produjo un día después de que la procuradora general de Nueva York, Letitia James, advirtiera a las personas mayores sobre la llamada “estafa de los abuelos”.

La aparente víctima de Espinal fue una mujer de 80 años de Carolina del Norte, a quien le pidió $5,200 dólares diciéndole falsamente que su nieto había sido arrestado por conducir en estado de ebriedad y que necesitaba enviar dinero para su fianza, dijo la policía del condado Suffolk (NY).

Espinal (28) fue detenido el jueves y acusado de intento de hurto mayor en tercer grado. Está programado para ser procesado en el Primer Tribunal de Distrito en Central Islip en una fecha posterior.

Las autoridades dijeron que la anciana no identificada de 80 años recibió una llamada el miércoles de una persona que decía ser su nieto y que había sido arrestado por conducir ebrio, luego de un supuesto accidente automovilístico que dejó un herido.

La persona que llamó luego puso a otra al teléfono que dijo ser un abogado y que necesitaba $5,200 dólares para liberar a su nieto, dijo la policía en un comunicado. La abuela recibió instrucciones de poner el dinero en un libro dentro de una caja y enviarlo por correo a la dirección de Greenlawn Terrace, donde vive Espinal.

Los detectives de delitos financieros del condado Suffolk interceptaron el paquete, sacaron el dinero y permitieron que se entregara la caja. Cuando Espinal, quien vive en esa dirección, fue a retirarla, lo arrestaron. El dinero será devuelto a la víctima.

La estafa telefónica generalizada está dirigida a personas mayores que reciben llamadas de usurpadores que se hacen pasar por un nieto en problemas y les piden que envíen dinero de inmediato para “resolver” la situación o les dicten los números de sus tarjetas. Normalmente dicen que el supuesto pariente fue arrestado y necesita pagar una fianza, o que está en apuros económicos por una necesidad o asalto.

En otros casos, el estafador puede hacerse pasar por el mismo pariente, o por un abogado, un fiador o un agente de la ley que se comunica con el abuelo en nombre de él, detalló Newsday. La mayoría de las llamadas se hacen en medio de la noche o temprano en la mañana cuando la víctima puede no estar lo suficientemente atenta para hacer preguntas, dijo James

Se insta a los neoyorquinos a estar alertas y si han sido blanco de estafas presentar una queja ante la Oficina de Protección y Fraudes al Consumidor de la Fiscalía General o llamando al 800-771-7755.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba