Política

Un horroroso crimen que concita el repudio total toca sensibilidad del Presidente, quien reacciona enfadado

Por Luis Brito

Presidente Luis Abinader durante la rueda de prensa en la que mostró su más alto nivel de indignación por el crimen.

Abinader dijo que en este gobierno la vida humana es sagrada

SANTO DOMINGO.- El aterrador y espeluznante crimen de los esposos acribillados luego de asistir a un culto de oración, en Villa Altagracia, ha generado una ira e indignación a escala nacional, en una expresión colectiva de enojo que se extendió hasta el Palacio Nacional, y allí tocó la puerta del despacho presidencial.

Luis Abinader, con el enfado dibujado en su semblante, expresó su gran dolor por la muerte de los pastores evangélicos Elizabeth Muñoz Marte y Joel Díaz, abatidos a tiros a manos de varios agentes policiales.

El presidente de la República dijo que en este gobierno la vida humana es sagrada, y volvió a advertir que no tolerará que nadie esté por encima de la ley ni que pueda usarla a su antojo.

“No vamos a tolerar que la violencia nazca de las propias fuerzas que deben combatirla”, manifestó en tono contundente el jefe de Estado.

Hablando en una rueda de prensa convocada de urgencia desde el Palacio Nacional, instruyó en lo inmediato producir la cancelación de los efectivos policiales involucrados en el horroroso hecho de sangre.

Dispuso que el Gobierno dé todo el apoyo y ofrezca la ayuda que sea necesaria a las familias de las víctimas, con quienes se comunicó por teléfono y les expresó su pesar.

“En este país no caben ya la impunidad, la arbitrariedad ni el abuso. Para nadie, ni con nadie”, sentenció.

Aunque lamentó no poder deshacer la desgracia, el gobernante prometió que sí se hará justicia en el caso.

Reforma policial

“Esta triste noticia me reafirma aún más en mi compromiso irrenunciable de una reforma policial que sea integral, que se rija por protocolos éticos, y que la lleve a ser un cuerpo que cuide y proteja a todos los ciudadanos dominicanos”, manifestó el jefe de Estado.

“Quiero dejar claro también que la dureza de mis palabras es un aviso a todos y a todas”, indicó.

Un alud en las redes

Ha sido una avalancha lo que se ha producido en las redes sociales con personas de todos los niveles que ha condenado acremente la muerte salvaje de los dos cristianos.

Usuarios de Twitter, Instagram, Facebook, Whatsapp y Youtube se han desbordado y de manera incesante no paran de expresar su indignación por el vil crimen.

Gente común de barrios y pueblos, así como líderes políticos, sociales, empresariales, gubernamentales, artísticos y de otra índole conforman el largo “ejército” de los enfadados.

El repudio e irritación ha sido total y abrumador.

Las víctimas durante el día de su boda, en febrero de este año.

Versión de un sobreviviente

Uno de los sobrevivientes del ataque a tiros, Claudio Alberto Ramírez, quien milagrosamente solo resultó levemente herido, contó su versión de los hechos y dijo que la patrulla policial abrió fuego casi inmediatamente después de ordenar que detuvieran la marcha del vehículo.

Narró que los agentes les hicieron parada, comenzaron a apuntarles con las armas y luego, sin mediar palabras, iniciaron los disparos como si fuera una guerra.

Agregó que Joel Díaz, quien hacía de conductor, perdió el conocimiento tras recibir los primeros disparos, ocasionando que el vehículo se acelerara aún más, lo que hizo que los policías arrecieran los disparos.

“Vi mucha falta de táctica y de experiencia ética, porque se entiende que, si usted manda a parar un carro, por lo menos debe hacerles seña que bajen los vidrios, pero no, fue como si fuera ese es el que estamos esperando. Fue fuerte…”, describió.

1 año de prisión preventiva

El Ministerio Público (MP) informó que solicitará en las próximas horas un año de prisión preventiva contra los seis policías acusados de asesinar a la pareja de esposos.

La fiscal titular de Villa Altagracia, Fátima Sánchez, informó que el MP hace el levantamiento de las evidencias para proceder a solicitar al Juzgado de la Instrucción la medida de coerción contra los imputados y que el proceso sea declarado complejo.

Un nuevo comandante en VA

La Policía designó al coronel Juan José Castillo Martínez comandante departamental de Villa Altagracia, tras el crimen que ha sacudido al país. Sustituye al oficial del mismo rango César Martínez Lora, destituido tras el hecho sangriento.

ADOCCO: Corrobora informe EEUU

La Alianza Dominicana Contra la Corrupción (ADOCCO) dijo que la tragedia corrobora el informe del Departamento de Estado de los Estados Unidos, sobre abusos policiales en el país.

Julio César De la Rosa Tiburcio, presidente de la entidad, manifestó que este hecho, junto a la ejecución de un coronel el 24 de diciembre del 2020, luego de ser perseguido, constituyen faltas graves del cuerpo policial.

Margarita: Hiere en lo más profundo

La exvicepresidenta de la República Margarita Cedeño, tras lamentó el asesinato dijo que no hay elementos que permitan entender dicho crimen.

“No hay confusión alguna que nos permita entender la muerte de Elizabeth y Joel. Es un hecho que nos hiere en lo más profundo del corazón. ¡Qué Dios los reciba en su Santo seno y otorgue paz a sus familiares!”, expresó Cedeño en Twitter.

Antecedente del coronel

El destituido coronel Martínez Lora como comandante en Villa Altagracia, había sido acusado en el 2012 de ocultar la droga que incautaba para presuntamente luego negociarla, sin hacer los reportes correspondientes, cuando se desempeñaba como inspector de la DNCD en Higüey.

El organismo antidrogas había expulsado a un coronel y a dos tenientes, quienes habrían sido sorprendidos protegiendo a una banda de supuestos narcotraficantes.

POR LUIS BRITO/ RAFAEL ZAPATA/LING ALMÁNZAR

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba