Noticias

La ultraderecha mexicana se organiza contra Peña Nieto

La agenda progresista de Enrique Peña Nieto ha agitado a la ultraderecha mexicana. Organizaciones de católicos laicos buscan un papel protagónico en la política para defender a la familia tradicional y oponerse a los matrimonios gays, el aborto, la eutanasia y la legalización de la amapola y marihuana. El PRI y el Gobierno se preguntan hasta qué punto este tipo de organizaciones influyeron en la derrota del tricolor en cuatro bastiones en las elecciones del 5 de junio.

“Queremos que los católicos dejen de calentar las bancas de sus templos y salgan a luchar por lo que creemos”, dijo Carlos Valles Ayoub, uno de los líderes de Juntos por México, formada por 70 asociaciones conservadoras operadas por laicos como Acción católica, Adoradores nocturnos y Orden templarios, entre otras. Valles asegura que su organización reúne a cuatro millones de personas en 20 ciudades del país. En mayo, la asociación lanzó el sitio Voto Católico, que informaba sobre las posturas de los candidatos en temas como el aborto y los matrimonios entre personas del mismo sexo. “Naturalmente beneficia al PAN y a las opciones que defienden la vida”, asegura.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba