Historia

la traición a la Tercera República y el ascenso de Trujillo

República Dominicana.- Gracias a la publicación de la Sociedad Dominicana de Bibliófilos, correspondiente al 2013, recibí el obsequio de un amigo periodista quien me recomendó la lectura del libro Los Responsables, del autor Víctor M. Medina Benet, que describe e identifica a los responsables del fracaso de la llamada Tercera República, y que con una minuciosidad exquisita describe los afanes de Horacio Vásquez para mantenerse en el poder luego de finalizado su período de gobierno entre 1924 y 1928.

El libro es prolijo en detalles sobre el período de gobierno de Horacio Vásquez, y la existencia del transfuguismo político, la compra del Congreso Nacional para imponer la reelección por parte del presidente y su equipo de gobierno, además del Partido Nacionalista en sus empeños por perpetuar al presidente y a los congresistas. Describe la forma en que el Congreso Nacional se plegó a los deseos del presidente, la manera en que los periódicos igualmente se plegaron y entregaron su independencia, con la excepción de La Información de Santiago, y la manera en que Estados Unidos -que había puesto fin a la ocupación militar- se conformó con los planes reeleccionistas de Vásquez, no hizo absolutamente nada para que se cumpliera el pacto que se había firmado al momento de la salida de las tropas, que implicaba la prohibición de la reelección presidencial por vía la Constitución de la República.

El libro es también ilustrativo sobre las manipulaciones políticas que se dieron para favorecer a Horacio Vásquez, así como a sus más cercanos colaboradores, incluyendo a Martín de Moya, José Dolores Alfonseca y Rafael Leónidas Trujillo Molina. Aquí se muestra la forma en que Trujillo utilizó a Horacio Vásquez, organizó el golpe de Estado del 23 de febrero de 1930, y la manera en que se fue apoderando del poder militar y del poder político, sin que Horacio hiciera absolutamente nada para impedir que “chapita”, como frecuentemente la llama el autor, se impusiera y se quedara con el gobierno. La tragedia sobre la la República Dominicana fue terrible, con 30 años de dictadura y muerte. Pero el libro es muy didáctico porque muestra cómo Trujillo desde muy temprano fue un ladrón, criminal y traficante de influencias. Y la manera en que amasó fortuna siendo oficial de la Guardia Nacional, y se impuso a todos los obstáculos para instalar una autoridad que conseguía con el terror y la muerte de sus adversarios.

El libro es un recuento pormenorizado de las actuaciones de la representación diplomática de los Estados Unidos en la República Dominicana, a la que acudían los políticos y los militares a buscar aprobación y consentimiento, incluyendo al líder opositor a Horacio Vásquez Don Federico Velázquez, líder del Partido Progresista, y quien fue despojado de la vicepresidencia de la República por parte del presidente Vásquez para no tener obstáculos en sus intenciones continuistas.

Medina Benet, el autor, trabajó en la delegación norteamericana en el país y tuvo conocimiento y acceso a documentos de primera mano. El libro está excelentemente sustentado, y con frecuencia transcribe documentos, manifiestos, cartas y proclamas de los líderes políticos. Cuenta anécdotas y relata sus propias vivencias en una forma independiente, pero sin alegar imparcialidad, porque Los Responsables se dedica a identificar por sus nombres y sus actos a los responsables del fracaso de la tercera República.

Medina Benet no pierde oportunidad para describir con notable agudeza las traiciones a la democracia, al propio discurso de los políticos, funcionarios, a las promesas, a las leyes, y la forma en que se violaron en el país todos los procedimientos para imponer a un presidente ansioso de poder, pese a que finalmente enfermó, tuvo que salir del país a tratarse la enfermedad que padecía, retornó y estuvo en cama mientras Trujillo y los militares y políticos que se pudieron a su servicio conspiraban para asaltar el poder.

Los Responsables es un libro poco conocido en la sociedad dominicana. Sus ediciones han sido limitadas, y han circulado escasamente. Es un libro crudo, sin concesiones, bien investigado y mejor documentado. El autor tuvo acceso a un archivo rico en detalles de los momentos cruciales de los preparativos de la conspiración de Trujillo y luego el acceso al poder del dictador. La complicidad de los políticos que apoyaron a Trujillo, en especial Rafael Estrella Ureña, Roberto Despradel, Rafael Vidal, Elias Brache, Martin de Moya, José Dolores Alfonseca, Moisés García, entre muchos otros.

Al leer este libro -en especial por parte de las nuevas generaciones- permitirá conocer la forma en que la sociedad dominicana sigue organizada teniendo como referentes a una gran parte de los líderes trujillistas o que favorecieron el trujillismo, cuyos nombres son recordados en grandes avenidas de Santo Domingo, como si su historia de vergüenza arrodillados al dictador no constara al momento en que quisieron honrarlos. La forma en que se doblaron los medios de comunicación y cómo sirvieron a la instalación de Trujillo, sin mayores consecuencias, quien desde muy joven demostró la calaña de la que estaba creado. Y Horacio Vásquez fue quien -con sus ambiciones- preparó el terreno para el arribo de Trujillo al poder.

Es una lectura necesaria, en especial porque aborda la política y el desarrollo económico del país en un período en que las cosas se plantean como dadas por la intervención militar de los Estados Unidos. Hay mucho más, con lujo de detalles, y en este libro aparecen honestamente descritas las actuaciones de los protagonistas en la traición a la Tercera República.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba