AutosTecnología

Fiat-Chrysler cierra el año sumando más retiros a su récord

FCA, Fiat-Chrysler, llamará a retiro a 570.000 vehículos utilitarios deportivos, por riesgos de incendio por problemas con el cableado y una manguera de baja presión.

El fabricante de automóviles estadounidense está retirando del mercado 477.000 Jeep Grand Cherokee y Dodge Durango del 2011 al 2012, después de que la administración de seguridad de Estados Unidos, NHTSA “National Highway Traffic”, abrió una investigación para determinar si los vehículos que ya fueron retirados antes, estaban en riesgo de incendios.

El proceso del retiro y revisión no siguió precisamente las normas estipuladas, y pudo haber dejado los vehículos susceptibles a un cortocircuito, creando un riesgo potencial de incendio.

Además de los modelos mencionados, la automotriz está retirando 93.000 Jeep Compass y Jeep Patriot del 2015, para inspeccionar, y en algunos casos reemplazar una pinza que sujeta una manguera de retorno de baja presión.

La compañía dijo que las abrazaderas en algunos vehículos producidos durante un período de cinco meses de este año, pueden estar fuera de posición, lo que podría permitir una rápida pérdida de líquido de dirección asistida, con un peligro de incendio.

Los propietarios también pudieran tener problemas de dirección en estos modelos, que están catalogados por “Consumer report” entre los peores del mercado.

Los retiros cubren unos 413.000 SUV’s en los Estados Unidos, 32.000 en Canadá, 16.000 en México y 108.000 fuera de América del Norte.

Este no fue un final feliz del año para Fiat-Chrysler, en un momento en que sus esfuerzos de seguridad están bajo el escrutinio de los reguladores estadounidenses.

A principios de este mes, la automotriz acordó pagar otros $ 70 millones en multas por no reportar las muertes y lesiones por accidentes de vehículos desde 2003.

La NHTSA dijo en un informe que el fracaso de Fiat Chrysler en reportar las muertes por accidentes y lesiones desde 2003, provino de los problemas en su sistema electrónico para el seguimiento y notificación de datos de seguridad.

En julio, Fiat Chrysler acordó un acuerdo de $ 105 millones para el mal manejo de casi dos docenas de campañas de retirada que cubren 11 millones de vehículos, incluyendo una multa de $ 70 millones. Se llegó a un acuerdo de consentimiento de tres años y la supervisión por el ex secretario de Transporte Rodney Slater.

Fiat Chrysler ha retirado del mercado alrededor de 12 millones de vehículos este año en los Estados Unidos en más de 40 retiros separadas, un récord para el fabricante de automóviles.
Por Enrique Kogan @autos_enrique

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba