Noticias

Es hora de cerrar en Cuba la Cárcel de Guantánamo

La cárcel de Guantánamo se ha convertido en el laboratorio de torturas enseñadas y practicadas por la Escuela de América. Esta cárcel es una vergüenza para esta nación. Allí se violan todos los derechos humanos habidos y por haber que usted se pueda imaginar.
El Congreso norteamericano debe dar luz verde al Presidente Barack Obama para que Estados Unidos cierre esta cárcel inmediatamente. Las torturas que se practican en la base militar de Guantánamo son una burla a la constitución y a las leyes que rigen este país.
La base de Guantánamo no debe permanecer abierta por varias razones: in primer lugar, en los Estados Unidos contamos con cárceles de máxima seguridad. Esas cárceles en los Estados Unidos pueden albergar los presos en Guantánamo, sin mayores problemas. En segundo lugar, los presos que permanecen en esa cárcel, necesitan ser juzgados por las cortes que existen en esta nación.
No podemos tener presos en ninguna cárcel, sea en Estados Unidos o no, sin que los presos sean presentados delante de un juez que lo juzgue conforme al sistema jurídico que rige en esta nación libre y soberana.

Las acusaciones de cualquier reo, político o no, tiene que ser sustentada por evidencias fehacientes que demuestren la culpabilidad de los acusados, o del acusado en este caso. No creo en un sistema jurídico que se tome las leyes, la intérprete a su antojo, sin el escrutinio de una defensa imparcial sea este culpable o no. La presencia de un jurado calificado y seleccionado por la corte garantiza que se le servirá justicia a cualquiera que sea acusado de un crimen o delito contra la sociedad.
Además debemos partir de la premisa que nadie es culpable hasta que se demuestra lo contrario. Desde que un preso es traído a la base de Guantánamo se asume que es culpable. Las torturas empiezan a suceder para tratar de buscar una confesión, independiente de que el acusado sea culpable o no, del delito que se le adjudica al detenido.
Cuando era estudiante de periodismo, el profesor Robles Inocencio distinguido abogado y profesor del Instituto Dominicano de Periodismo, nos contaba la historia sobre las cosas que sucedían en las cortes dominicanas durante los 12 años del Dr. Joaquín Balaguer. Él nos decía que con frecuencia la policía Dominicana traía ante la corte un preso acusado de matar, o cometer un delito.
La evidencia del delito presentada por la policía era un revolver calibre 38, el cual tenía una hebra de hilo, incrustada en el gatillo, pero que no se veía a menos que se examinara con mucho cuidado el arma de fuego. Entonces el juez al examinar el revolver se daba cuenta que la acusación era falsa. Pero la policía siempre traía el mismo revolver 38 como cuerpo del delito para otros presos.
Quizás esto no sucede en la Base de Guantánamo, pero sabemos sin embargo, que son varios los detenidos allí que después de 8, 10 o más años encarcelados han sido puestos en libertad por no encontrarse ninguna evidencia que los vincule con el terrorismo.

Los norteamericanos deseamos vivir en paz, sin amenaza de terrorismo en ninguna parte del territorio nacional. No solo eso, no deseamos que se comentan actos terroristas en ninguna parte del mundo. Pero el principio de nuestra democracia nos exige ser cautelosos a la hora de procesar una persona acusada de terrorismo.
Así es que ningún ciudadano norteamericano, o de otro país no está por encima de la ley. Por consiguiente deben respetarse los derechos humanos donde quiera que la vida exista, y en la base de Guantánamo no existe el respecto por los derechos de los detenidos. Esos presos deben ser traídos a territorio norteamericano y juzgados aquí. Los contribuyentes no deben seguir pagando por un error que debió haberse corregido hace mucho tiempo atrás.
Es imperativo que nuestro gobierno tome cartas en este asunto y decida cerrarse la historia de la Base de Guantánamo como un capitulo amargo en la historia política de esta nación. El presidente Barack Obama debe iniciar cuanto antes el proceso de cierre y el congreso norteamericano debe hacer caso al clamor internacional: De cierre inmediato para la base de Guantánamo en Cuba.

Por Rey Díaz

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba