Opinión

2020 año obscuro para las y los Periodistas en México

Por Araceli Aguilar Salgado 

“La emisión de las ideas por la prensa debe ser tan libre como es libre en el hombre la facultad de pensar”. Benito Juárez 

El panorama para el ejercicio de la libertad de expresión en México en el 2020 fue gris, pues de pronto los claros se tornan oscuros y persisten los obstáculos histórico estructurales de décadas de autoritarismo, que complican equilibrar la balanza de poder, es decir, si la sociedad en su conjunto no concibe como relevante el riesgo que para otros implica informar, caemos en un vacío.

El periodismo enriquece la comprensión de todo tipo de cuestiones políticas, económicas y sociales y que en el tenor de la pandemia de coronavirus sigue sirviendo para proporcionar información crucial, más los periodistas en el país se enfrentaron a la censura, la vigilancia, la represión, la intimidación y las agresiones físicas.

A menudo estos parecen ser perpetrados por el crimen organizado, grupos armados u otros actores privados, incluidas las empresas, pero también pueden ser provocados o remitidos por funcionarios gubernamentales.

Ha sido un alarmante incremento de ataques contra periodistas en situaciones de conflicto, tanto por parte de los Estados como de los grupos armados

Estos ataques tienen por objeto silenciar a toda la sociedad civil, lo cual es motivo de profunda preocupación. 

Por lo que en el año 2020 con la aparición del COVID-19 se intensifico la censura, la represión, las amenazas y los ataques e impunidad y que algunos gobiernos parecen haber aprovechado esta crisis como una excusa para tomar medidas mucho más duras e injustificables contra las críticas y la disidencia.

Queda claro que estas acciones perjudican la salud pública, el desarrollo, los derechos humanos y la democracia, y sólo benefician a los intereses limitados a corto plazo de unos pocos individuos que quieren protegerse de las críticas

La necesidad del acceso a una información precisa, actualizada y fiable con estas condiciones permiten una rápida reacción por parte de la ciudadanía, tal como lo piden las directrices sanitarias, así como promover la confianza entre el público y las autoridades.

La censura, en definitiva, se reduce a la desconfianza oficial en la capacidad de las personas en distinguir acertadamente entre lo que es verdadero y lo que es falsoel acceso a una información precisa y fiable es un derecho humano, y constituye la base de otros derechos fundamentales que representa una herramienta fundamental en la capacitación de las personas para participar en las decisiones que afectan a sus vidas.

No se debe criminalizar o acosar a ningún periodista o trabajador de los medios de comunicación por su labor informativa, ya que por cada detención y cada ataque contra los periodistas envía un mensaje a toda la sociedad: la búsqueda de la verdad y los derechos a ser informado, a expresarse y a participar; no están protegidos por las autoridades 

Desde hace tiempo México ha sido el país más peligroso del hemisferio occidental para la prensa, que opera en medio de una compleja red de grupos delictivos y del narcotráfico y de una arraigada corrupción gubernamental

Los periodistas y la libertad de Prensa son el cimiento de cada sociedad democrática.

Por otra parte, hasta el día 27 de diciembre del 2020 en México en cinco estados del país se concentran el 51% de casos: Veracruz, Oaxaca, Guerrero, Tamaulipas y Chihuahua, mientras que, de los 38 homicidios registrados en la actual administración, el 42% se centran en tres entidades: Sonora, Guerrero y Veracruz, en lo que fue el 2020, en México tuvieron un repunte significativo.

Durante la administración de Andrés Manuel López Obrador se registraron dos homicidios durante diciembre del 2018, once en 2019 y, finalmente en el año 2020 suman ya 21 periodistas asesinados, cifra que lo que convierte en el año con más homicidios en comunicadores de la última década, así como también los agravios cometidos contra personas periodistas y de quienes ejercen la libertad de expresión, algunas de las víctimas estaban incorporadas al Mecanismo de Protección para Personas Defensores de Derechos Humanos y Periodistas.

*Registro de Dos periodistas diciembre 2018 

  • 1 de diciembre de 2018
Jesús Alejandro Márquez Jiménez Xalisco, Nayarit Orión Informativo, Nayarit
  • 4 de diciembre de 2018
Diego García Corona Ecatepec, Estado de México Morelos, Ecatepec

*Los once periodistas asesinados en el año 2019 fueron: 

 9 de    9 febrero de 2019 Jesús Eugenio Ramos Rodríguez Emiliano Zapata, Tabasco. Noticiero Nuestra Región
  • 16 de febrero de 2019
Reynaldo López Hermosillo, Sonora Independiente
  • 16 de marzo de 2019
Santiago Barroso San Luis Río Colorado, Estado de Sonora Contraseña, Red 635
  • 24 de marzo del 2019
Omar Iván Camacho Mascareño Salvador Alvarado, Sinaloa Évora Sport y Noticieros Altavoz
  • 2 de mayo del 2019
Telesforo Santiago Enríquez San Agustín Loxicha, Oaxaca Radio comunitaria El Cafetal
  • 16 de mayo del 2019
Francisco Romero Díaz Playa del Carmen, Quintana Roo Quintana Roo Hoy
  • 11 de junio del 2019
Norma Sarabia Huimanguillo, Tabasco Tabasco hoy
  • 30 de julio de 2019
Rogelio Barragán Zacatepec, Morelos Guerrero Al Instante
  • 2 de agosto de 2019
Edgar Alberto Nava López Zihuatanejo, Guerrero La Verdad Zihuatanejo
  • 2 de agosto de 2019
Jorge Celestino Ruíz Vázquez Actopan, Veracruz El Gráfico de Xalapa
  • 24 de agosto de 2019
Nevith Condés Jaramillo Tejupilco, Estado de México El Observatorio del Sur

*Los Ocho periodistas asesinados en el año 2020 fueron:

  • 3 de marzo de 2020, Veracruz. María Elena Ferral, Diario de Xalapa/Quinto Poder
  • 16 de mayo de 2020, Sonora. Jorge Miguel Armenta Ramos, Medios Obson
  • 2 de agosto de 2020, Guerrero. Pablo Morrugares Parraguirre, PM Noticias
  • 9 de septiembre de 2020, Veracruz. Julio Valdivia, El Mundo de Córdoba
  • 29 de octubre de 2020, Chihuahua. Arturo Alba Medina, Canal 6 Multimedios
  • 2 de noviembre de 2020. Chihuahua. Jesús Alfonso Piñuelas, Shok de la Noticia
  • 9 de noviembre de 2020, Guanajuato. Israel Vázquez Rangel, El Salmantino
  • 10 de diciembre de 2020, Zacatecas. Jaime Castaño Zacarias, PrensaLibreMX.com

En cuanto a detalles sobre el perfil de los periodistas, se tiene que el 17% fueron mujeres, mientras que el otro 87% eran hombres, a su vez, estos se dedicaban a cubrir notas rojas, notas policiales, notas de carácter político, también se cometieron homicidios contra periodistas que se dedicaban al ámbito deportivo y cultural, y se tiene registrado un caso de homicidio contra un periodista de investigación.

Por otro lado, el perfil del agresor se vincula en un 73% a actividades delictivas, el 26% a la delincuencia organizada, el 47% a la delincuencia común y el 9% de los casos se responsabiliza a servidores públicos.

El subsecretario de Derechos Humanos, Población y Migración, Alejandro Encinas Rodríguez aceptó que falta trabajar en los procesos judiciales, ya que solo el 5% de los 38 homicidios registrados en la última década cuentan con una sentencia.

Sin embargo, señala que para los demás casos se han abierto carpetas de investigación que siguen en proceso, por lo que en lo que va de la administración de López Obrador se han incorporado 516 personas al Mecanismo Federal de Protección, lo que equivale a un incremento del 60% a comparación con las 798 personas que eran antes. Actualmente hay un total de 1313 personas incorporadas.

Por lo que el 21 de noviembre del 2020  dentro del marco del  XVIII Congreso hispanoamericano de prensa y IV congreso mundial de Universidades se escuchó el del esclarecimiento de la verdad y la justicia del asesinato del periodista Taxqueño Francisco Pacheco Beltrán, de igual manera se solidarizó con al enunciando el acoso y hostigamiento que  en su momento sufrió el gremio periodístico de la Ciudad de Iguala de la Independencia Guerrero que en su momento emitió una alerta a las autoridades de los tres niveles de gobierno, ya que el crimen organizado exigió que dejaran de cubrir hechos de violencia y autoridades hicieron caso omiso.

Así que el Congreso Hispanoamericano de Prensa, al igual que otras instituciones periodísticas han denunciado cómo en México en lo fue el año 2020 han asesinado hasta la fecha a 19 periodistas y comunicadores sociales; todavía aun conociéndose los homicidas no se le ha hecho  justicia para justificarlos, aplicando la ley y condenarlos por homicidio, igual que en otros países del continente Americano, por lo que cuando tales delitos quedan impunes, esto fomenta la reiteración de actos violentos similares y puede resultar en el silenciamiento en la autocensura de los y las periodistas, comunicadores sociales, reporteros, fotógrafos

Con el apoyo del Congreso Hispanoamericano de Prensa, mismo que estimulan, impulsan, desarrollan ideas en pro del derecho a expresar, difundir, buscar, recibir y compartir información e ideas sin miedo ni injerencias ilegítimas, esencial para nuestra educación, desarrollarnos como personas, ayudar a nuestras comunidades, acceder a la justicia, disfrutar de todos y cada uno de los derechos que aparecen en la Declaración Universal de los Derechos Humanos de las Naciones Unidas, ONU y la OEA se invocó un “Alto al fuego, al crimen, a la injusticia, al abuso, a la censura, a la intolerancia y a los asesinatos que se comente de los y las periodistas, comunicadores sociales, reporteros, fotógrafos en el mundo”.

Los actos de violencia contra periodistas tienen un triple efecto: vulneran el derecho de las víctimas a expresar y difundir sus ideas, opiniones e información; generan un efecto amedrentador y de silenciamiento en sus pares y violan los derechos de las personas y las sociedades en general a buscar y recibir información e ideas de cualquier tipo, las consecuencias para la democracia, que depende de un intercambio libre, abierto y dinámico de ideas e información, son particularmente graves.

Cuando tales delitos quedan impunes, fomenta a la reiteración de actos violentos similares que resultar en el silenciamiento en la autocensura de los y las periodistas, comunicadores sociales, reporteros, fotógrafos.

No faltan evidencias para demostrar que donde no hay libertad de prensa, donde las personas no se sienten libres para expresar su opinión, es muy probable que existan a su vez violaciones a sus derechos humanos, es mucho más lo que se podría y debería hacer para asegurar que los y las periodistas realicen su trabajo de manera libre, segura y garantizar el libre flujo de información que resulta indispensable para una sociedad que se precie de ser democrática

La situación de los periodistas no es ajena al contexto de crisis de derechos humanos que vive el resto de la ciudadanía, la impunidad y corrupción de los gobiernos actuales (niveles federal, estatal y municipal) se extiende al crimen organizado, y existen muestras inequívocas que ambos se encuentran completamente imbricados ya sea por omisión, complicidad o, en algunos casos, por una completa identificación, la violencia sistémica hacia las y los periodistas, comunicadores sociales, reporteros, fotógrafos, contra las garantías comunicativas elementales de los mexicanos y contra la libre formación de la opinión pública.

Es fundamental recalcar que, sin libertad de expresión, no puede existir democracia, justicia, paz social ni futuro humano en el siglo XXI en México.

Ya que por cada detención y cada ataque contra los periodistas envía un mensaje a toda la sociedad: la búsqueda de la verdad y los derechos a ser informado, a expresarse y a participar no están protegidos por las autoridades

Los periodistas y la libertad de Prensa son el cimiento de cada sociedad democrática.

Perder la vida de un periodista es perder libertad.

Apoyemos los esfuerzos de México y del Mundo por terminar con la impunidad de los que atacan, asesinan o silencian periodistas.

“Ninguna sociedad democrática puede existir sin una prensa libre, independiente y plural”. Kofi Annan  

*Datos tomados de Tabla de estadística de Article 19

Araceli Aguilar Salgado Periodista, Abogada, Ingeniera, Escritora, Analista y comentarista mexicana, del Estado de Guerrero, México.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba